Diciembre 94 Noviembre 94 Octubre 94 Septiembre 94 Agosto 94 Julio 94 Junio 94 Mayo 94 Abril 94 Marzo 94 Febrero 94 Enero 94

 

COMUNICADO DE PRENSA
DE LA COMISIÓN NACIONAL
DE DERECHOS HUMANOS
Enero 16, 1994


Dentro del conjunto de acciones que ha venido llevando a cabo la Comisión Nacional de Derechos Humanos en la región de los Altos y la selva del Estado de Chiapas, el día de ayer, 15 de enero de 1994, se practicó una diligencia de exhumación de cadáveres en la ciudad de Ocosingo. La diligencia dio inicio a las 07:00 hrs. y concluyó a las 18:00 hrs.

Alrededor de las 10 de la mañana se presentaron representantes de diversos medios de comunicación quienes presenciaron las tareas llevadas a cabo y difundieron, el día de hoy, sus particulares versiones sobre lo ocurrido.

Con el fin de evitar especulaciones que pudieran llevar a conclusiones equívocas o apresuradas, la Comisión Nacional de Derechos Humanos ha considerado importante dar a conocer a la opinión pública lo siguiente:

1.- Por distintas fuentes, la Comisión Nacional tuvo noticia de la existencia de una probable fosa común reciente en las inmediaciones de la Clínica del Seguro Social en Ocosingo.

2.- El día 14 de enero de 1994 personal de la Comisión Nacional se presentó en el área y después de recibir distintos testimonios localizó, dentro del Panteón Municipal de la localidad, en el lado izquierdo y a la entrada de dicho cementerio, lo que parecía una fosa común en cuya superficie aparecía una sábana con el emblema y las siglas del Instituto Mexicano del Seguro Social.

3.- Seguidamente, se dio noticia al Presidente Municipal de Ocosingo sobre la situación antes descrita y, dado lo avanzado de la hora, se le solicitó que al día siguiente estuviera presente el Síndico Municipal para autorizar la exhumación y presenciar toda la diligencia.

4.- El día 15 de enero de 1994, a las 07:00 hrs. se presentó en el lugar el Segundo Visitador General de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, acompañado de dos médico-forenses y un perito en criminología de la propia Institución. Una vez que se contó con la presencia del Síndico Municipal del Ayuntamiento de Ocosingo y que éste autorizó la práctica de la diligencia, se inició la exhumación de los cuerpos.

5.- En la fosa común se encontraron 11 cadáveres, mismos que fueron debidamente extraídos, procediéndose a tomar respecto de cada uno de ellos las impresiones fotográficas correspondientes, hacer la revisión cadavérica y dar fe de lesiones. Toda la diligencia fue videograbada.

6.- Los 11 cadáveres fueron sepultados con la vestimenta que llevaban al momento de ocurrir la muerte, por lo que pudo concluirse que 10 de ellos correspondían a elementos del autodenominado Ejército Zapatista de Liberación Nacional, en virtud de que sus ropas corresponden con las características observadas en la mayoría de los componentes de dicha organización.

7.- El cadáver restante correspondió al de una persona de la población civil que en vida respondió al nombre de CARALAMPIO TRUJILLO DE CELIS, lo que se pudo saber en razón de que sus familiares, quienes se acercaron al lugar al saber de la diligencia, lo reconocieron en el momento mismo de la exhumación. De conformidad con el testimonio de los familiares del hoy occiso, éste perdió la vida al interponerse en la línea de fuego que en las inmediaciones de la Clínica del Seguro Social se había establecido entre soldados del Ejército Mexicano y miembros del autodenominado Ejército Zapatista de Liberación Nacional. El Síndico Municipal autorizó la entrega a sus familiares del cadáver de CARALAMPIO TRUJILLO DE CELIS.

8.- De conformidad con las revisiones cadavéricas, se puede establecer con certeza que las 11 personas murieron a consecuencia de heridas por proyectil de arma de fuego sin que por el momento pueda establecerse con precisión el calibre de las armas emisoras.

9.- Por el número, característica y ubicación de las lesiones se puede establecer que la muerte de las 10 personas miembros del EZLN ocurrió en combate. Ninguno de los cadáveres presentó lesiones que permitan suponer una ejecución sumaria o el llamado tiro de gracia.

10.- En virtud de que en uno de los cadáveres se encontró un cateter y por la presencia de ropa de cama propiedad del Instituto Mexicano del Seguro Social, se puede establecer, con un alto de probabilidad, que por lo menos uno de los occisos recibió atención médica antes de ocurrir el fallecimiento.

11.- Por testimonios recabados en las inmediaciones del Panteón Municipal de Ocosingo, se pudo conocer que fueron lugareños quienes cabaron (sic) la fosa y dieron sepultura a los once cadáveres.

12.- La Comisión Nacional notificó inmediatamente a la Procuraduría General de la República de la realización de la diligencia y sus resultados para que ésta proceda como la ley lo establece.

13.- La Comisión Nacional de Derechos Humanos cuenta con todos los soportes y evidencias que fundamentan las afirmaciones arriba expuestas.

 

COMISION NACIONAL DE
DERECHOS HUMANOS

 

 

Comisión Nacional de Derechos Humanos
Boletín de Prensa sin número
San Cristóbal de las Casas, Chiapas
a 16 de enero de 1994
  


Diciembre 94 Noviembre 94 Octubre 94 Septiembre 94 Agosto 94 Julio 94 Junio 94 Mayo 94 Abril 94 Marzo 94 Febrero 94 Enero 94