CARTA DE FRANCISCO VAZQUEZ GOMEZ
A EMILIANO ZAPATA
Ciudad de México, Marzo 15, 1913

México, 15 de marzo de 1913.

Señor General Emiliano Zapata.
Estado de Morelos.

Muy señor mío:

Acabo de recibir una carta de mi hermano, licenciado Emilio Vázquez Gómez, en la cual me recomienda que se haga todo lo conveniente en bien de la paz y de los intereses de la revolución.

Con este motivo he creído necesario dirigir a usted la presente, para que en vista de ella y teniendo en cuenta las condiciones en que se encuentra el país después de dos largos años de guerra civil, piense usted sobre la conveniencia y necesidad de poner su patriotismo y abnegación al servicio' de la patria, cuyos intereses reclaman la cesación de la guerra.

Tengo noticias fidedignas de que el actual gobierno está en la mejor disposición de seguir una política de concordia con el fin de poner término a la división que existe entre mexicanos y que ha sido causa de tantos males; sé también que tiene el firme propósito de armonizar los intereses políticos de los elementos en lucha, con el patriótico fin de realizar la suprema aspiración de todos; es decir, la paz, fundada en los principios de la más estricta justicia.

Y si esto es así, como todo lo hace creer, juzgo que no tendrá usted inconveniente en entablar negociaciones con el gobierno; pues no raras veces, la falta de explicaciones francas y claras, es el origen de alejamientos perjudiciales, que es conveniente evitar en pro del país, y, en el caso, en favor de los intereses sanos y honrados de la Revolución.

Porque, según estoy informado, el actual gobierno ha tomado en seria consideración el problema agrario, que es una de las bases fundamentales del Plan de Ayala, tal vez la más importante y trascendental. Muy pronto se harán públicos los acuerdos o resoluciones que se tomen sobre este particular; y aun por este motivo y para proceder con mejor acierto, porque será útil al gobierno conocer las necesidades y aspiraciones de los revolucionarios del sur, convendría establecer negociaciones para llegar a un acuerdo que sería la base de una paz sólida y efectiva que, como he dicho antes, satisfaría las aspiraciones de todos los mexicanos.

En esa virtud, suplico a usted se sirva tomar en consideración las ideas bosquejadas en esta carta, pues me atrevo a creer, que ellas podrían conducir al medio más adecuado para solucionar el actual conflicto.

Sin otro particular, quedo de usted afmo. y muy atto. S. S.

F. VÁZQUEZ GOMEZ.

 

.

Referencias a este documento, en:

    Gildardo Magaña. Emiliano Zapata y el Agrarismo en México. Tomos I a V.
    Instituto Nacional de Estudios Históricos de la Revolución Mexicana.
    México, 1a ed. 1937. Edición facsimilar 1985. Tomo III. p. 159-160.

.