DE MUERTITOS,
CEMENTERIOS,
LLORONAS Y CORRIDOS
(1920 - 1940)

Por Guadalupe Ríos, Margarita Alegría,
Elsa Muñiz, Edelmira Ramírez
y Marcela Suárez.


Extracto:

    Los corridos revolucionarios hacen referencia a más de 20 años de luchas.

    El pueblo mexicano, testigo de esos hechos, quiso hacer su epopeya a través de esas canciones.

    Hubo corridos alusivos al momento en que Porfirio Díaz dejó la Presidencia, respecto a la entrada en la capital de Francisco I. Madero en febrero de 1913; a su posterior asesinato, a las batallas importantes y a los sitios o las tomas de las ciudades tanto por revolucionarios como por federales.

    También fueron motivo de corridos el desembarco de los marinos norteamericanos en 1914, las hazañas de Francisco Villa en el norte, las de Zapata en el sur, la sublevación de Pascual Orozco y Félix Díaz, la Decena Trágica, las muertes de Madero y Pino Suárez, el Plan de Guadalupe, las acciones del Ejército Constitucionalista (incluyendo su entrada a la capital), la salida de Victoriano Huerta, las muertes de Zapata, Carranza y Villa, la del general Obregón, el gobierno de Calles y el conflicto religioso, la matanza de Huitzilac, el fusilamiento de León Toral, etcétera.

.
Fuente:


Guadalupe Ríos, Margarita Alegría, Elsa
Muñiz, Edelmira Ramírez y Marcela Suárez.
De muertitos, cementerios, lloronas y corridos
(1920 - 1940). Universidad Autónoma
Metropolitana. Itaca. México,
primera edición 2002. 178pp.