EL PUEBLO DE GALEANA
Por Juana de los Angeles Mejía Marenco y
María del Rocío García Rodríguez.


INDICE

    Prólogo

    Introducción: El quehacer histórico esencial.

    I. "Eran dueños de aquí hasta Tlacotepec".

    La Hacienda de San Nicolás Obispo.
    ¿Cómo surge la Hacienda de San Nicolás Obispo?
    El Real de San Nicolás: raíces de una comunidad campesina.

    II. "¡Todos a la revolución! ¿Qué? ¡Nos vamos!"

    ¡Zapatistas todos! ¡Zapatistas todos!
    Todo el maíz quemado: lo quemó el gobierno.
    Así comíamos en la revolución...
    ¡ Zapata vive !
    Venían a quemar las casas, venía el gobierno.

    III. "Encontramos nuestro pueblo destruido..."

    Reconstrucción del pueblo de Galeana.
    Entonces el pueblo tenía el nombre de San Nicolás y se le cambió a Galeana.
    Entonces no teníamos agua y tampoco luz.
    Se dio la tierra así, ahí lo que podía trabajar cada quién.
    ¡La primera será el agua! La luz y la escuela un poquito después
    ¡Yo se lo prometo!

    IV. "A trabajar muchachos, la caña da buen producto...
    ¡ Trabajándola !"

    El ingenio Emiliano Zapata.
    Galeana se integra al nuevo municipio de Zacatepec.
    El ingenio nos hizo valer mucho: levantó al estado, pero a la gente de Morelos no.
    De ésta manera se organizó el corte de caña.

    V. "Todos nos superamos por la tierra"
    La cooperativa del ingenio Emiliano Zapata.

    Con ese hombre tuvimos que trabajar bien, con Rubén Jaramillo.
    Cuando el paro de obreros y campesinos en abril de 1942
    " Por mí y por todos ustedes, vamos tumbando caña. "
    Rubén Jaramillo se fue a las armas: yo me fui con él.
    Simplemente era acto de autodefensa.
    Nosotros levantamos a nuestros muertos, a un herido y emprendimos el camino.
    Los ricos también se acercaban a Rubén.
    El hombre que traía el arma es hombre que no merece vivir.
    De Puebla al Palacio Nacional.
    Con Vicente Peralta y Manuel Ávila Camacho.
    Me visitó Rubén estando perseguido.
    El compromiso de Jaramillo era con los campesinos.
    Y ante esto, que podían hacer los jaramillistas, los soldados venían armados.
    Lo mataron a traición, le jugaron rudo.
    Zapata y Jaramillo viven porque sus ideales aún no se cumplen.

    VI. "Los de Galeana: por la tierra y por la caña"

    Galeana: memoria y vida de un pueblo del sur.
    De los tiempos pasados.
    Y así fue creciendo el pueblo.
    Ahora ya no hay tierras para sembrar.
    La fiesta de aquí es para San Nicolás Obispo.
    Y todo porque yo ayudé al pueblo para que tuviera luz, agua y escuela.
    La resistencia civil en Galeana: la lucha por el agua potable.
    El ingenio: la cooperativa no es ni una cosa, ni otra.
    Nomás que se llegue el día...
    Pero Zapata y Jaramillo viven.
    Yo creo que se necesita alguien como Zapata.

    VII. Un poco más: Félix Serdán Nájera:
    historia de vida de un luchador incansable.

    Mi padre se esforzó porque yo estudiara.
    ¡ Qué ! ¿Hoy no vamos a sembrar?
    Fue así como un pueblo me convirtió en maestro.
    A mí me toco ser presidente del comisariado ejidal de 1960 a 1963.
    Para terminar ¡Nos amparamos!
    A raíz de la muerte de Rubén yo fui perseguido.

    Las fuentes de esta historia.

.
Fuente:

Juana de los Angeles Mejía Marenco y María del Rocío
García Rodríguez. El Pueblo de Galeana.
Testimonios de su Historia. Nuestras voces en tus manos.
Grupo Democrático Galeana. México.
Cuernavaca, Morelos. 1999. pp. 126.