EMILIANO ZAPATA
FRENTE AL ESPEJO
DE PLATA.

Por Ariel Arnal.


Extracto:

    La imagen como construcción simbólica de una realidad corresponde a una doble interpretación; la del productor y la del lector.

    La fotografía no es la excepción.

    La pretendida veracidad fotográfica pertenece mucho más a un lenguaje convencional -contruido a partir de conceptos-, que de un origen de registros estrictamente gráficos.

    La fotografía del movimiento zapatista durante la Revolución mexicana se construye igualmente desde conceptos y valores preexistentes en el imaginario de la sociedad mexicana, entre el Porfiriato y el levantamiento de Francisco I. Madero.

    El presente artículo pretende indagar en el origen simbólico de la imagen zapatista, desmenuzando los elementos que la componen, desde los "tipos fotográficos" del siglo XIX hasta las nuevas imágenes que la Revolución aporta.

    Los denominados "tipos fotográficos" -"el aguador", "el sereno", "la lavandera"- responden a un intento de clasificar la sociedad en imágenes siempre semejantes, no al modelo (ál sujeto real y anónimo fotografiado), sino a lo que la comunidad de lectores define como "modelo".

    A partir de los tipos fotográficos, podemos percibir un camino que nos acerque a la percepción que se tenía del movimiento zapatista en la Ciudad de México a principios del siglo xx.

    "El campesino", "el bandido"; "el indio" serán algunos de los tópicos representados en la prensa mexicana cuando se refiera al movimiento armado acaudillado por Emiliano Zapata.

    Desde la lectura de la fotografía en la capital, los miembros del movimiento, fijados en el negativo de cristal y reproducidos posteriormente en la prensa capitalina, responderán en primer lugar no a su definición como individuos, sino a una partícula constitutiva de una unidad más grande: el zapatismo.

    Los personajes fotografiados representarán el "tipo fotográfico zapatista", no individuos con nombres y apellidos, dueños de una particular y singular vida propia.

    Sólo posteriormente -y tan sólo en algunos casos- se producirá una individualización del sujeto fotografiado.

.
Fuente:


Ariel Arnal.
"Emiliano Zapata frente al espejo de plata.
Un esquema de construcción del tipo
fotográfico zapatista", en Revista Vetas...
Cultura y conocimiento social. Año I.
Número 3. México, septiembre - diciembre
de 1999. Páginas 112 a 123.