LOS DÍAS TRÁGICOS
DE CULIACÁN:
FOTOGRAFÍA Y
DISCURSO SOBRE
LOS ZAPATISTAS EN LA
PRENSA DE SINALOA.

Por Diana María Perea Romo.


Extracto:

    El 3 de mayo de 1912 en la primera plana de El Correo de la Tarde, periódico de Mazatlán, se anunció a los lectores que Mauricio Yáñez, un reconocido fotógrafo que tenía su estudio en Culiacán, cambiaba su residencia a ese puerto y llevaba consigo lo que se describió como "una selecta colección de vistas del saqueo y de los mas notables acontecimientos registrados en la capital del estado."

    Las vistas a las que hacía referencia la publicación eran de los zapatistas que acababan de dejar la ciudad, después de haberla ocupado por espacio de los trece días del mes de abril que El Correo de la Tarde llamó "Los días trágicos de Culiacán."

    Junto al anuncio de la llegada de Yáñez se publicaron dos de sus fotografías: la primera era un retrato de Pilar Quinteros, uno de los líderes zapatistas, donde se leía el pie de foto "El terrible bandolero que tantos crímenes cometió durante las pocas semanas que anduvo alzado en los distritos del sur y norte del estado y en algunos municipios de Durango, de donde procedía"; en la otra, se mostraba su cadáver yaciente en una camilla después de haber sido fusilado, la cual aparecía con el pie de foto "el cadáver de Pilar Quinteros".

    Al momento de la llegada de los zapatistas a Culiacán, Yáñez ya combinaba su trabajo en el estudio con la labor de documentar la revolución.

    El estar en la capital del estado le permitió obtener primeros planos de los maderistas que tomaron la ciudad en mayo de 1911, para luego vender sus imágenes como tarjetas postaies.

    De la misma forma, en abril de 1912, con la llegada de los zapatistas, se situaba en el lugar correcto para registrar los acontecimientos y retratar a algunos de los principales líderes.

    Yáñez estaba retratando la revolución en una época en la que los acontecimientos se vincularon y dependieron en extremo de sus representaciones, sobre todo las fotográficas.

    Detrás de esta relación se encontraba la disposición de los líderes rebeldes por ser retratados y la demanda de imágenes para ser publicadas en los periódicos o para su circulación como tarjetas postales.

.
Fuente:


Diana María Perea Romo.
"Los días trágicos de Culiacán: fotografía y
discurso sobre los zapatistas en la prensa de
Sinaloa", en Visiones Históricas de la frontera.
Cruce caminos. Revoluciones y cambios culturales
en México. El Colegio de Chihuahua. México,
primera edición 2013. Páginas 199 a 215.