SARITA PÉREZ
DE MADERO.
DAMA DE LA
REVOLUCIÓN.

Por Manuel Arellano Zavaleta.


Extracto:

    Con el interés de ayudar a resolver los problemas de enfrentamientos entre las fuerzas revolucionarias de Zapata en Morelos, y los hermanos Francisco, Ambrosio y Rómulo Figueroa de Guerrero, inició el 12 de junio una gira en tren especial, acompañado de Sarita, sus hermanos Julio, Raúl y Ángela, de Federico y Roque González Garza, Francisco Cosío Robelo, Ramón !turbe, Eduardo Hay, su primo Marcos Hernández y el veleidoso Juan Andrew Almazán.

    En Cuernavaca lo esperaba una gran multitud, entre ella destacaba sereno el general Emiliano Zapata.

    Se entrevistaron en compañía del Gobernador Interino Juan N. Carreón y después comieron en el Jardín Borda.

    Al día siguiente se trasladaron en tren a Iguala, donde a la una de la tarde fueron recibidos por el Gobernador Provisional Francisco Figueroa, enemigo de Zapata.

    Por la tarde, Sarita determinó visitar el Hospital de Sangre y repartió apoyos económicos a los heridos.

    El 14 de junio llegaron a Chilpancingo donde les hicieron un apoteótico recibimiento y desde los balcones de la casa del señor Guido de la Fuente, presenciaron el desfile de las tropas revolucionarias.

    Un día después estuvieron en Tlaquiltenango, donde numerosas mujeres enlutadas protestaron por el fusilamiento del guerrillero Tepepa, acusado de varios crímenes.

    El señor Madero pronunció una arenga en la cual determinó que el gobernador Figueroa había obrado con justicia, por los delitos cometidos por el llamado revolucionario.

    Más tarde llegaron a Cuautla, donde nuevamente fueron vitoreados.

    El 16 de junio regresaron de la gira a las siete y media de la noche, escoltados en el tren por medio centenar de guerrilleros del sur, bajo el mando del general Ambrosio Figueroa.

.
Fuente:


Manuel Arellano Zavaleta.
Sarita Pérez de Madero.
Dama de la Revolución.
Rival Ediciones. Colección "Mexicanidad".
México, 2012. 493pp.