BONIFACIO GARCÍA
1881 - 1914

 

Nació en el pueblo de La Era, el 22 de mayo de 1881, fue hijo del señor Juan García y de la señora Gildarda Maldonado. En 1911 se unió a las fuerzas maderistas de Emiliano Zapata al iniciarse el movimiento revolucionario en el Estado de Morelos.

Bonifacio García se distinguió como organizador de guerrillas revolucionarias y tomó parte en las acciones que Zapata llevó a efecto en Matamoros, Puebla, Axochiapan, en el ataque, sitio y toma de Cuautla, durante los meses de marzo, abril y mayo de 1911, durante el movimiento revolucionario maderista; y cuando Emiliano Zapata, obligado por las circunstancias, tomó las armas en contra de Madero, Bonifacio García operó bajo las órdenes directas de Emiliano y tenía su cuartel en la hacienda de Temilpa, en las inmediaciones de Tlaltizapán y si Zapata tenía su cuartel general en Pozo Colorado, en Quilamula, en Las Huertas, en Cuautla, ó en algún otro sitio, Bonifacio García establecía el suyo a inmediaciones del cuartel del jefe suriano.

Bonifacio García estuvo en la toma de Chilapa en el sitio y toma de Chilpancingo, en febrero y marzo de 1914 y fue uno de los aguerridos zapatistas que capturaron a las fuerzas del Gral. Luis G. Cartón. Después de que terminó el gobierno de Victoriano Huerta, las tropas zapatistas volvieron a posesionarse del Estado de Morelos y Bonifacio García tomó parte en el sitio a la hacienda de Zacatepec y después su última acción de armas fue el sitio y toma de la ciudad de Cuernavaca.

Desde el 1o. de junio de 1914, en unión de las fuerzas de Encarnación Díaz, se posesionaron del pueblo de Acapantzingo, colaborando a poner sitio a la ciudad de Cuernavaca. La ciudad de Cuernavaca tenía un efectivo de 15,000 hombres, artillería y municiones que le permitieron sostenerse hasta el 13 de agosto de ese mismo año, cuando salieron acosados por el hambre.

Las fuerzas del Gral. Pedro Ojeda evacuaron Cuernavaca por el rumbo de Chipitlán hacia Temixco, siguieron por Acatlipa, Xochitepec, Alpuyeca, Coatetelco, Miacatlán y Palpan del Estado de Morelos, estos llevaban todo el armamento y las municiones federales y la enorme columna militar fue destrozada por los zapatistas. Bonifacio García salió a combatir a estas fuerzas que rompían el sitio y en un paraje denominado la magueyera en unión de Ignacio Maya, trataron de lazar implementos bélicos del enemigo y los dos fueron gravemente heridos; de esta acción, Bonifacio García fue conducido a la ciudad de Cuernavaca muy mal herido.

Así falleció el mismo 14 de agosto de 1914, e Ignacio Maya llegó muerto a Cuernavaca. Ambos cadáveres fueron trasladados a Tlaltizapán y sepultados en el mausoleo que Emiliano Zapata mandó construir para él y sus principales generales.

 

.
Fuente:

    Valentín López González. Los Compañeros de Zapata.
    Ediciones del Gobierno del Estado Libre y Soberano de Morelos.
    México, 1980, p. 100-102.